;

El metodo kaizen: ¿Qué es y como se lleva a cabo?

El sistema de gestión de Toyota, el Lean Manufacturing, ha sido  y es estudiado en muchas universidades del mundo. Son muchas las empresas que tratan de imitar su modelo. Sin embargo, a pesar de ser un modelo relativamente sencillo de imitar, pocas lo consiguen. El mayor problema que se presenta a la hora de querer implantar el sistema en las empresas es uno muy concreto: la mentalidad o kaizen. Hoy en día tratamos de replicarlo a través de complejas medidas estadísticas basadas en el método Six Sigma. La cuestión es mucho más sencilla que esa. Cuando Toyota desarrollo su sistema lo pensaron como una filosofía de empresa, no como un modelo estadístico, ese es el error de muchas empresas.

El error  de muchas empresas es pensar que le modelos de gestión de Toyota se basaba en modelos estadísticos muy complejos

Por tanto, si queremos implantar una modelo de mejora continua (kaizen) en nuestra empresa, primero, debemos aprender a pensar. Debemos cambiar la forma de ver las cosas. Debemos cambiar nuestra forma de pensar. En resumen para que el lean manufacturing tenga éxito en nuestra empresa debemos dotarla de una filosofía.

El kaizen significa que la mejora continua tan sólo puede ocurrir después  detectar las ineficiencias en nuestras empresas tendremos una oportunidad para aprender continuamente a partir de las mejoras.  Esto parece sencillo, detectamos un error y aprendemos  a partir de las soluciones. La cuestión no es tan sencilla. Para que el kaizen y el proceso de mejora continua tengan éxito la organización deber saber «aprender», es necesario que su personal tenga una estabilidad que le permita un promoción lenta, sistemas de sucesiones cuidados.

El kaizen es una forma de aprendizaje lenta, una forma de pensar que han de tener todos los líderes de la empresa. Éstos han de tener una actitud auto reflexiva, autocrítica y ganas de mejorar. Claro que, para los directivos de las empresa, reconocer que se han equivocado es  muy poco probable. Es más habitual echar la culpa a otra persona que pararse a pensar y reflexionar. El kaizen es eso lo que busca. Que los directivos piense, reflexionen y admitan sus culpas. Es esto lo que mejorar, el reconocimiento de errores y el aprendizaje a base de correjirlos

¿Qué es la consultoría estratégica?

¿Cómo se aprende de los errores?

Es algo complicado, por eso muchas empresa fracasan a la hora de implantar el sistema de mejora continua o lean manufacturing. Debemos implantar una filosofía, una forma de trabajar que implique la responsabilidad de todos y cada uno de los empleados de la empresa, incluidos los directivos. Estos muchas veces se creen que están por encima del bien y del mal. Que todas sus decisiones son correctas y que si algo va mal, será culpa de los demás. Si esta es la su actitud, nunca podrán ser capaces de desarrollar el kaizen.

Es fundamental que cuando detectamos un problema en nuestra empresa busquemos la causa. Para ello debemos pensar en el  ¿POR QUÉ? Debemos desarrollar un sistema de que consiste en preguntarnos cinco veces ¿por qué? Veamos con un ejemplo de kaizen como funciona. Pensemos que el problema es que hay una máquina que pierde aceite:

Problema

Contramedida

Hay un charco de aceite Limpiarlo
Por qué la máquina pierde aceite Reparar la máquina
Por qué se ha estropeado la máquina Sustituir las gomas de las juntas
Por qué se ha estropeado las juntas Compramos unas muy baratas
Por qué tenemos tan buen precio Revisar políticas de compras
Por qué evaluamos a los proveedores por sus precios Cambiar la forma de evaluar la calidad de los proveedores

 

Como vemos, de un problema tan sencillo como una fuga de aceite de una máquina  acabamos llegando a la conclusión de que debemos cambiar la forma de evaluar a nuestros proveedores. En una empresa normal se repararía la máquina sin más. En  una empresa que desarrolle el método de mejora continua se evaluaría con exhaustividad a través de preguntarnos el… ¿por qué?  A raíz de un simple problema hemos detectado que debemos modificar nuestras políticas de compras porque son ellas las que nos están causando problemas y no la máquina en sí.

En resumen….

Como vemos, se trata de un proceso sencillo y la vez complejo. Las empresas  fracasan a la hora de establece métodos de mejora continua porque no son capaces de aplicar algo que es básico en le kaizen: la reflexión. Este modelo no se basa en sistemas informáticos con complejos modelos estadísticos que nos digan lo que tenemos que hacer. Esto es el Six Sigma, que poco o nada tiene que ver con el modelo de mejora continua de Toyota desarrolló. Por tanto, si una empresa desea enfocarse hacia este modelo tan sólo debe hacer una cosa: pensar. Sus directivos han de ser humildes, razonar las cosas y ser autocríticos. Saber reconocer los errores propios es básico para que este modelo tenga éxito.

Interim Manager: ¿Necesita uno mi empresa?